domingo, 7 de octubre de 2018

Mark of the demon (Kara Gillian I) de Diana Rowland

Sipnosis:
Cuando la detective de homicidios Kara Gillian encuentra la huella de poder arcano en un cuerpo, rápidamente se da cuenta de que este no es un asesinato ordinario.
¿Por qué yo? ¿Por qué ahora? Eso es lo que la detective Kara Gillian de Beaulac, Luisiana, se pregunta a sí misma cuando una criatura angelical llamada Rhyzhal aparece ante ella en una convocación rutinaria.
Kara esperaba poder usar sus habilidades en las ciencias ocultas para atrapar a un asesino en serie, pero nunca había conjurado algo tan hermosamente bello y poderosos cuyo simple roce la envía a una nueva dimensión de placer.
Pero ¿podrá conseguir su ayuda para detener al asesino en serie que ya se ha cobrado la vida y el alma de trece personas? El asesino en serie conocido como el hombre símbolo es una pesadilla que la ciudad pensaba se había terminado hacía trece años. Ahora ha regresado para una segunda parte dejando un conjuro en la piel de sus víctimas que, también, van destinadas a un rey demonio.
Sin embargo Kara es una invocadora de demonios, y puede que quizás sea la única policía en la pequeña Beaulac que pueda detener al asesino, aunque es su primer caso de homicidio. Aún con Rhyzkahl metiendose en sus sueños, y un hermosos pero desaprobador agente del FBI siguiendola a cada paso, quizás esto sea un poco demasiado.
Mi opinión:
Reconozco que esta novela me ha recordado bastante a la serie de Anita Blake, no sé exactamente que ha sido. Quizás un poco la forma que tiene la protagonista de ser más dura que el resto, la ayuda de sus compañeros de trabajo y que trata el tema de lo sobrenatural. En este caso hablamos de demonios e invocaciones.

Recomendaría sin dudar este libro, es una lectura muy amena, ágil y que tiene dosis de humor si sabes apreciarlo. También comentar que es una serie, de momento solo consta de cuatro libros, pero si sigue siendo tan divertida la lectura espero que la autora siga deleitándonos con estas historias.

Me ha gustado la protagonista femenina Kara, es un poco como una heroína atípica, con riesgo de repetirme muy del estilo Anita Blake. Tiene esa dosis justa de sensibilidad y dureza que la hace especial, porque es muy difícil mantener el equilibrio en estos casos. Además de sus dotes como invocadora la hacen especial para resolver el caso que se le presenta sobre el hombre del símbolo (un asesino ritual)

Tenemos también a nuestro coprotagonista que no podría ser otro que un demonio, Rhyzkahl, que obviamente es malo, al estilo de los malos demonios aptos para reformarse supongo. Eso aún no lo tengo claro, durante esta primera entrega simplemente hemos tenido una primera toma de contacto. Tiene una debilidad especial por Kara, pero aún no sabemos exactamente sus motivaciones. 
También quiero destacar que todos los personajes secundarios son increíbles, todos juegan un papel muy determinado y, por supuesto, necesario dentro de la trama. Me gustó también como explica el tema de las invocaciones, los demonios y toda la magia arcana que rodea la historia, es una redacción muy rica en detalles que nos permite transportarnos a su mundo.

Lo recomiendo totalmente y sin duda seguiré leyendo las siguientes entregas.

5/5

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por comentar.